Warning: mcrypt_decrypt(): Received initialization vector of size 0, but size 16 is required for this encryption mode in /home/hojasjab/public_html/wp-content/plugins/oraculo/oraculo.php on line 711
El Parque Arqueológico Hojas Jaboncillo – Parque Arqueológico Cultural Hojas Jaboncillo

El Parque Arqueológico Hojas Jaboncillo

AREA DE EXCAVACIÓM

El Parque Arqueológico Hojas Jaboncillo engloba un área de más de 3500 hectáreas localizadas en una cadena montañosa bio diversa con varios pisos y zonas de vida tropical seca y tropical húmeda, localizadas entre los cantones Portoviejo, Montecristi y Jaramijó, a 30 kilómetros del borde costero, que llega a tener 650 metros sobre el nivel del mar.

Dentro de las 3.500 hectáreas se encuentran al menos 600 estructuras monumentales pertenecientes a la Cultura Manteña, evidencia de una posible “Ciudad” prehispánica de envergadura, relacionada con la economía y la valoración sagrada de la concha Spondylus y las famosas sillas o asientos de piedra en forma de “U”.

Dentro del Parque Arqueológico se ha desarrollado la zona del llamado “Camino de El Puma” de alrededor de 50 hectáreas situadas a unos 300 metros sobre el nivel del mar, donde se realizan las investigaciones y se han puesto en valor las estructuras arquitectónicas asociadas a recorridos y caminerías, que permiten además el contacto con el bosque tropical seco dentro del cual destacan el ceibo y el palo santo. El área antes descrita está articulada al Centro de Investigaciones y futuro museo, dentro de la parroquia Picoazá, cantón Portoviejo.

Desde el año 2009 se han venido realizando gestiones por parte del Gobierno Nacional a través de las cuales se ha logrado alcanzar en la actualidad un espacio consolidado y que se presenta como una propuesta de turismo cultural en la ciudad de Portoviejo, provincia de Manabí, a continuación se detallan los principales hitos que se dieron en torno a este espacio que hoy por hoy recibe a miles de turista cada año y fortalece el conocimiento de nuestra cultura:

2009: Declaratoria como Patrimonio Cultural a un área aproximada de 3.500 hectáreas situadas entre los cerros Hojas, Jaboncillo, Negrita, Bravo y Guayabal, pertenecientes a los cantones de Portoviejo y Montecristi; ese mismo año el INPC entrega el polígono patrimonial arqueológico a CCA mediante encomienda.

2010: Formulación del proyecto que sustenta la investigación, conservación y salvaguarda del espacio.

2011: Emisión de dictamen de prioridad por parte de Senplades, período 2011-2014.

2014: Actualización del proyecto.

2015: Emisión del Dictamen de actualización por parte de Senplades, periodo 2015-2017.

El Parque Arqueológico Hojas Jaboncillo tiene cuatro componentes, de los cuales tres son considerados de alta importancia: Investigación, conservación y puesta en valor.

Dentro del componente de investigación a lo largo de estos años se presentan logros como la ampliación del número y calidad de estructuras en los cerros, al incorporar nuevos cerros tales como Copetón, Bravo y las Negritas, análisis del carácter urbano del emplazamiento de altura: un sistema urbano repartido y el uso intencional de la altura a nivel simbólico, las terrazas son resultado de rellenos artificiales, el análisis de la diversidad funcional-estructural de las edificaciones: residencial, judicial, administrativas, rituales,  acopio y mercado, la utilización intencional de ciertas plantas comestibles, artesanales y ornamentales, las técnicas de edificación. Se ha demostrado el uso de tierra compactada y piedras para obtener muros sólidos soportantes, la existencia de un sector para residencias y templos  para la élite, el proceso de excavación en progreso, la cronología del sector A-B para poner a prueba hipótesis de contemporaneidad entre litoral y tierra dentro, la ampliación del área excavada para poner a prueba hipótesis de la diversidad funcional.

En el componente de conservación se han realizado procesos de registro, inventario  y restauración de piezas arqueológicas que forman parte de la reserva, Se ha consolidado un proceso que permite desde la recepción de las piezas o fragmentos, levantar un registro que culmina con el inventario de bienes arqueológicos.

En el componente de puesta en valor se ha consolidado un espacio que en la actualidad recibe a miles de turista anualmente y que fortalece el conocimiento de la Cultura Manteña y su patrimonio arqueológico a través del turismo cultural.

imagen13